Siguenos en Facebook siguenos en Twitter Canal de youtube siguenos en Google+
Miércoles, 09 Noviembre 2016 18:41

Tres acciones para combatir trabajo infantil: OIT

Escrito por Codhem
Valora este artículo
(0 votos)

 Los jóvenes y niños que hoy trabajan en vez de estudiar, cuando sean adultos estarán mal preparados.

El trabajo infantil, aun cuando es una necesidad para muchos hogares, resulta nocivo para los menores que lo realizan y también para los integrantes de su familia, ya que refuerza esquemas de pobreza y marginación que tienden a repetirse, aseguró Thomas Wissing Pfeiffer, director de la Organización Internacional del Trabajo para México y Cuba.
 
 
En entrevista para la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, el funcionario de la OIT explicó que para prevenir y combatir ese fenómeno, lo primero es no justificarlo ni perpetuarlo, porque su práctica no ayuda a resolver los temas del desarrollo ni de ingreso  económico de una familia en el largo plazo.
 
 
Detalló que los mismos jóvenes y niños que hoy trabajan en vez de estudiar, cuando sean adultos estarán mal preparados, en empleos mal pagados y por ello van a mandar a sus propios hijos a laborar, lo que conlleva a establecer un círculo que es indispensable romper a través de tres líneas de acción donde deben intervenir el gobierno, sindicatos, empleadores, sociedad civil y medios de comunicación.
 
 
En primer término se debe promover el trabajo decente, digno y bien remunerado. La segunda, agregó, es el acceso a una educación de calidad, donde los niños y sus parientes encuentren una alternativa que garantice un mejor futuro; y la tercera es contar con un sistema de protección social que cubra los riesgos que pueda enfrentar una familia por la pérdida del empleo del padre o la madre, por enfermedad, incapacidad o jubilación, pues en momentos de crisis muchas recurren al trabajo infantil porque no lo tienen.
 
 
Dijo que es importante no criminalizar a los padres y entender que están en una situación difícil y por costumbre, hábito, tradición o cultura piensan que llevar a los niños a trabajar es la solución, sin embargo, hay que concientizarlos de que eso no es la mejor vía, advirtió.
 
 
Por último, afirmó que muchos jóvenes de clase media están dispuestos a laborar y es aceptable si la ley lo autoriza, pues la OIT establece que a partir de los 15 años pueden emplearse en algo que permita terminar su educación, siempre y cuando no sea más de seis horas diarias en horario diurno y con ciertas condiciones, ya que les puede ayudar a su formación y preparación para la vida, pero no debe ser antes de esa edad ni poner en riesgo su salud o dignidad, concluyó.
 
 
Visto 7619 veces Modificado por última vez en Miércoles, 09 Noviembre 2016 18:58

3 comentarios

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.